MEX. Tel. (867) 713 77 75 -- USA Tel. (956) 712 89 79

Recién la AMIA de José Zozaya informó que en octubre las exportaciones de autos crecieron por primera vez desde julio del 2019.

La noticia encaja en la mejoría que gradualmente muestra la economía de EU y en particular el rubro automotriz, aunque su nivel andará sobre 13.3 millones de unidades, lejos de los 17 millones de antes de la pandemia.

Otro segmento que desde julio igual se repone son las autopartes, aunque sus números finales de este 2020 serán negativos.

INA que comanda Oscar Albín proyecta una caída del 20% dado el impacto del confinamiento.

Hay la confianza de que en 2021 esa importante industria con 1,500 factorías y que da empleo a 900,000 trabajadores podría llegar a 98,000 mdd, valor de mercado del 2019.

Además del factor EU, lo que más se exporta son partes para pick up y SUV que tienen un 30% de mayor valor que las de un sedán.

Además de aquí al 2021 las firmas de autopartes, que en 90% exportan a EU y Canadá, esperan concretar las nuevas exigencias de las reglas de origen del T-MEC.

Estas mismas, se apuesta a que atraerán muchas compañías asiáticas que buscarán asentarse en la región. Ya con Joe Biden en el poder, si bien no debe haber un desmantelamiento de las tarifas proteccionistas, si se buscará atraerlas al sur de su territorio.

En este sentido, explica Albín, ahora el gran rival para nuestras autopartes será esa zona de EU. El gran problema es que la situación que vive México en el sexenio del presidente Andrés Manuel López Obrador no ayuda por la falta de certidumbre de las políticas públicas. Simplemente recién se emitieron ajustes a la Ley del IVA en lo que hace a su retención, así como cambios a la facilitación aduanera que en general dañan al sector exportador.

De esta guerra el negocio de autopartes no está exento, de ahí que hay pláticas con el gobierno para que se evalúe el costo de las decisiones. La propia iniciativa para outsourcing de la STPS de Luisa María Alcalde contribuye a mermar la competitividad país.

Así que más allá de las oportunidades del T-MEC y la guerra de EU vs China, nada seguro para que las autopartes puedan capitalizar.
Buscan cambiar Ley de Banxico para dólares

Está en el Senado una iniciativa del morenista Ricardo Monreal orientada a reformar varios artículos de la Ley del Banco de México, para que la institución que comanda Alejandro Díaz de León se convierta en un receptor de la carretada de dólares que llegan por concepto de remesas, turismo y transacciones fronterizas. Su manejo se ha hecho una enorme carga para los bancos, tras de que en 2012 el gobierno de EU impuso restricciones por el tema del lavado de dinero. Muchos corresponsales de ese país de plano se salieron del negocio. Con las modificaciones se busca que el banco central sea el receptor de los montos de dólares no repatriables. Obvio, con todos los controles, y con las instituciones bancarias sufragando el costo del manejo. Veremos.

Fuente: claa.org.mx.